01 abril 2007

Microrrelato

Domingo por la tarde. Voy al cine. Mientras espero a que se abran las taquillas doy una vuelta por los alrededores. Decido entrar en una librería próxima y echar un vistazo a las novedades. Me encuentro con un hombre que me saluda. Hablamos. Algo llama mi atención; el libro que compra el hombre con el que acabo de coincidir. Lo acompaño hasta la caja. Se trata de la edición conmemorativa de Cien años de soledad, la misma obra que él me prestó hace ahora treinta y cinco.

2 comentarios:

José D. Mora dijo...

Hola, Angus, he entrado a ver tu blog y me ha gustado bastante. Yo soy profesor de Lengua y Literatura en Andalucía. Quería dejarte este comentario para saludarte y decirte que acudiré a él para aportar comenterios a los temas que tratas.

Angus dijo...

Hola José.
Me alegro de que te guste el blog. Aunque mi intención sea la de tratar temas relacionados con la Educación y más concretamente con la Lengua y la Literatura, no creo que siempre lo consiga. A veces, sin saber por qué, se cuelan otros asuntos y hasta pienso que es un tanto errático.
Pero, desde luego, si sirve para compartir, charlar, comentar, discutir, etc., entonces creo que sí cumple su función.
He visitado el tuyo y, sinceramente, también me ha gustado. Tiene un aire distinto a los que frecuento. Te leeré.
Un saludo afectuoso.